Euskal Herria: Etxerat llevará a Europa la situación que sufren los prisioneros vascos

En un contexto marcado por el recrudecimiento de la situación que viven los presos políticos vascos y el hostigamiento que sufren sus familiares y amigos, Etxerat expresó ayer su solidaridad con la dinámica de lucha iniciada en las cárceles y con los propios prisioneros, e hizo un llamamiento a participar en las movilizaciones convocadas en pueblos y barrios. También anunció que en las próximas semanas llevará a Europa su denuncia de la política penitenciaria.

En Gasteiz, rueda de prensa de Etxerat para valorar la lucha emprendida por el Colectivo de Presos Políticos Vascos.

Iker Bizkarguenaga

Etxerat anunció ayer que en las próximas semanas va a llevar a todos los rincones de Euskal Herria la denuncia «de la criminal política» penitenciaria que sufren los presos políticos vascos, y que, asimismo, dará testimonio de la situación que viven los prisioneros por toda Europa. «Vamos a dar fe de nuestro sufrimiento y del de nuestros familiares, amigos y amigas encarceladas», explicaron en Gasteiz decenas de miembros de esta asociación.

En una multitudinaria rueda de prensa, en la que Amaiur Ruiz y Patxi López de Aberasturi tomaron la palabra, recordaron que la situación de presos y familiares se ha recrudecido, de forma que a la dura política y los ataques continuos que padecen los represaliados se le han sumado «nuevos elementos que han provocado que la dinámica represiva supere los muros de las prisiones». «Quieren golpear de lleno la solidaridad», valoraron. En este contexto situaron el acoso y hostigamiento a los familiares, la campaña contra las fotografías, la amenaza de ilegalización de Etxerat, la prohibición de la manifestación nacional del 2 de enero y los intentos de cacheos y humillación a los allegados antes de entrar a los vis a vis, que ha provocado la pérdida de cientos de visitas.

Recordaron que para hacer frente a esta acometida los prisioneros han iniciado una nueva dinámica de lucha en las prisiones, ante la que Etxerat expresó toda su solidaridad y pidió a la sociedad vasca que la arrope y participe en las movilizaciones que se llevarán a cabo en pueblos y barrios.

«No les ha quedado más remedio, la situación que se vive en las prisiones es cada vez más extrema», explicaron, relatando el intento de suicidio de Igor González, el infarto sufrido por Juanjo Rego Vidal y el chantaje denunciado por Juanpa Dieguez tras ser operado. Asimismo, evocaron las «situaciones desagradables y humillantes» que han vivido familiares y amigos al ir a las visitas, que incluyen la detención de un familiar, sanciones de tres meses sin visitas, intentos de cacheos a bebés y niños y niñas de corta edad, obligar a desnudarse a discapacitados o intentos de tocamientos a chicas jóvenes.

La ola solidaria debe continuar

A juicio de Etxerat, «es hora de poner freno a todo esto» y también de denunciar «el impresentable silencio institucional ante una vulneración de derechos constante». «Es hora -agregaron- de que se respeten los derechos de nuestros familiares, amigos y amigas encarceladas, es hora de terminar con la dispersión, de decir no a la cadena perpetua y de pedir la inmediata liberación de los presos y presas con enfermedades graves e incurables». Recordando la manifestación que el día 2 reunió a 44 mil personas, valoraron que «la impresionante ola solidaria que inundó Bilbo debe tener continuidad».

Antes de dar por concluida la comparecencia, los representantes de Etxerat hicieron un llamamiento a la sociedad vasca a que hoy, como cada último viernes de mes, tome parte en las movilizaciones que se celebran por toda la geografía de este país, ya que «el calor popular y la solidaridad son imprescindibles para terminar con la constante conculcación de derechos que sufren nuestros familiares, amigos y amigas encarceladas».

Fuente: Gara

Tags: , ,

Deje una respuesta